LaHora

Paraguay y Uruguay advierten en cumbre no reconocer presidencia de Maduro

En medio de la VI Cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC) que se realiza en México, el presidente de Paraguay, Mario Abdo Benitez, le dejó en claro al Nicolás Maduro que pese a su presencia en ese evento no lo reconoce como la máxima autoridad de Venezuela.

“Mi presencia en esta cumbre, en ningún sentido ni circunstancia, representa el reconocimiento al gobierno del señor Nicolás Maduro. No hay ningún cambio de postura de mi gobierno y creo que es de caballeros decirlo de frente“, expresó el mandatario paraguayo.

En esa misma línea se manifestó el presidente de Uruguay, Luis Lacalle Pou, quien cuestionó la falta de democracia y calificó de gravedad la situación que se vive actualmente en Cuba, Nicaragua y Venezuela.

“Compartimos la autodeterminación y la no intervención, pero uno de los elementos que impulsa la CELAC es la democracia, el mejor sistema que tienen los individuos para ser libres. Y por eso participar de este foro no significa ser complaciente“, dijo en un primer momento el presidente uruguayo.

“Cuando uno ve que en determinados países no hay una democracia plena, cuando no se respeta la separación de poderes, cuando se utiliza el aparato represor para callar las protestas, cuando se encarcelan opositores, cuando no se respetan los DDHH, nosotros en voz tranquila pero firme debemos decir con preocupación que vemos gravemente lo que ocurre en Cuba, Nicaragua y Venezuela“, ultimó de forma directa.

A lo que el presidente Maduro no respondió con palabras aunque sí con un gesto de molestia.

Nicolás Maduro llegó a México por sorpresa el viernes por la noche para participar en la cumbre a la que se había anunciado asistiría la la funcionaria de sus despacho, Delcy Rodriguez. Addo Benitez destacó durante su discurso que la única manera de forjar una América Latina fuerte, es la unidad.

Por su parte, Luis Lacalle, presidente de Uruguay, manifestó ver con preocupación “lo que ocurre en Cuba, Nicaragua y Venezuela. Maduro le invitó a debatir. “Ponga usted lugar y día para hablar de democracia y libertad».

“Debemos pasar la página del divisionismo que se insertó en la América Latina, y al acoso a la revolución cubana y nicaragüense”, fue uno de los planteamientos de Nicolás Maduro en su intervención.

“Nuestra preocupación es como convertir en políticas públicas sociales, necesarias, nuestras propuestas”.

“Pido el apoyo de todos los gobiernos de América Latina y el Caribe para Venezuela. Celebro el espíritu de debate y unionista que a pesar de las diferencias se está manifestando hoy aquí”, manifestó el jefe de Estado de Venezuela.

Finalmente, invitó a los jefes de Estado a presenciar las megaelecciones del 21 de noviembre en Venezuela, «para que vean cómo el dictador Maduro convoca a la elección número 29 en el país», en el marco de una democracia participativa como dicta la Constitución.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.