Con la obtención de tributos mediante una adecuada, eficiente y dinámica administración se garantizará el desarrollo del estado Nueva Esparta, así lo informó, Omar Veracierto, superintendente del Servicio Desconcentrado de Administración Tributaria, en rueda de prensa, en la que también participó el presidente de la Empresa Bolivariana Minera, Ramón Fernández.

Detalló que las leyes tributarias hacen referencia al ingreso de recursos que luego se invierten en el trabajo de la recuperación de áreas tan importantes como la educación, deporte, cultura, salud, infraestructura, entre otras, y de esta forma se garantiza un desarrollo sustentable que beneficiará a las comunidades neoespartanas.

Explicó Veracierto que se encuentran en la actualización de los procesos tecnológicos y administrativos, a fin de que todos los pagos se realicen vía online y poder así tener un procedimiento rápido y transparente.

Igualmente destacó que por instrucciones del gobernador Morel Rodríguez, se está adecuando a la realidad económica del Estado, la Ley de Minerales no Metálicos, en torno a la regularización y fiscalización de la extracción y comercialización del mineral en las diferentes canteras y areneras, “Este instrumento legal no está adaptado a los nuevos tiempos”.

El superintendente de Sedatebne señaló que referente a la Ley de Minerales no Metálicos, es imperioso trabajar en conjunto tanto con la comunidad y operadores de los yacimientos, clarificar criterios técnicos y legales, en cuanto a la aplicación de las normas que existen actualmente en el manejo de los materiales resistentes, por lo que se requiere lograr el equilibrio en el procesamiento de yacimientos, porque la intención final es que se favorezca a todos los neoespartanos.

En este sentido, Ramón Fernández, presidente de la Empresa Bolivariana Minera de Nueva Esparta (Ebomine), expresó que el trabajo de regularización que se inicia con Sedatebne es favorable para el desarrollo del estado Nueva Esparta.

Indicó que anteriormente las empresas privadas que hacen vida en la región, por varios años estuvieron haciendo explotación y nunca fueron regularizadas ni tomadas en cuenta para que los beneficios generados fuesen destinados al pueblo y ahora con esta perspectiva el panorama será favorable.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.