Fedecámaras Nueva Esparta con apoyo de su Comisión Legal viene analizando la política impositiva actual, y le preocupa que los cambios solo estarían considerando las arcas públicas.

Lo mismo advierten con los servicios como el agua, la electricidad, cuya sinceración de tarifas está teniendo un fuerte impacto en el presupuesto de comercio y empresas de todos los ramos productivos.

Para hacer formalmente algunos planteamientos que eviten mayores caídas del comercio, Fedecamaras gestiona a partir de esta semana una agenda de reuniones con los encargados de instituciones relacionadas con el tema.

La propuesta es, informó Jesús Irausquín, presidente de Fedecamaras, aplicar una mayor gradualidad en los cambios, pues hay que partir de que la crisis que venía arrastrando el país se acentuó con la pandemia y apenas estamos ante una incipiente recuperación.

Irausquín sostuvo que lo que buscan evitar, “es pasar de técnicamente quebrados a efectivamente quebrados. La petición es revisar y evaluar la política impositiva y de costos de servicio que garantice que no se violen principios de tributación constitucional”.

Afirman, que los gastos mensuales de un comercio medio puede llegar a los mil dólares, y es un hecho demostrable que los ingresos no guardan relación con ello.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *