El médico urólogo Hugo Orlando Reyes Arismendi, de 72 años, quedó arrestado por abusar de un niño de 10 años en Nueva Esparta.

El pasado 4 de julio, la hermana del septuagenario denunció la desaparición de tres relojes de Reyes ante el Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (CICPC). Así lo informó el Ministerio Público.

El jovencito señaló que se los dio a un compañero de clases para que se lo guardara. Más tarde, se trasladaron hasta el plantel educativo del niño para entrevistar a los docentes y compañeros del pequeño. Allí los directivos aprovecharon y contaron que el joven tenía cambios de actitud y que además, le confesó a una psicopedagoga que desde hace tres años recibía dinero y regalos de parte del urólogo a cambio de tener relaciones íntimas con él.

Posteriormente, los agentes del CICPC hablaron con la víctima, quien les reveló que su representante trabaja como conserje del centro médico donde Hugo Reyes ejerce como urólogo. Que se aprovechaba de esa relación de confianza para quedar al cuidado del pequeño. Poco después, los análisis médicos y psicológicos confirmaron que el niño sufrió abuso por parte de Reyes. Hugo Reyes Arismendi se entregó ese mismo día en la sede del CICPC en Porlamar, en Nueva Esparta, y fue imputado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *