Manuel Avila

El Conversatorio realizado en la UCAB sobre el libro “Salvado de las aguas” del escritor peruano Librado Orozco contó con la asistencia de alumnos de la Escuela de Letras de la referida universidad y personalidades de la vida universitaria.
Con un equipo multidisciplinario integrado por el propio autor de la obra Librado Orozco, de Esther Mobilla, profesora de la UCAB, del Cónsul de Perú en Puerto Ordaz y experto en materia literaria y de este cronista Manuel Avila conocedor del texto literario y del macro mundo de la literatura hispanoamericana.

Abrió fuegos la dama Esther Mobilla Diotaiuti profesora de historia y con investigaciones importantes sobre la evolución de América Latina que hizo un paseo por la historia de nuestros pueblos y la trascendencia de la obra “Salvado de las aguas” del escritor peruana Librado Orozco. La catedrática de historia puso a los alumnos de la escuela de Letras de la UCAB a reflexionar sobre la novela y sus aportes a la investigación de la historia latinoamericana, pues el tema de la explotación petrolera y la historia del Perú tocada con maestría por el autor peruano deja grandes enseñanzas en distintas ramas del saber. Muy interesante que una investigadora venezolana del nivel de Esther Mobilla tocará con sus conocimientos sobre la materia la historia de América Latina en el siglo XX y estableciera un paralelismo importante entre Venezuela y Perú no solo en cuanto a su historia, sino el tema de las costumbres y tradiciones que son parte de la esencia de nuestros pueblos.
Como segundo participante le correspondió al autor del libro “Salvado de las aguas” Librado Orozco hablar de su creación y quién mejor que el autor de la obra para exponer los intríngulis de una obra que manejó con maestría para poner sobre el papel la historia, los personajes, los valores de una sociedad, la crítica social y el toque mágico con sus personajes hablando de sus pueblos en su propio lenguaje con sus costumbres, ambiente y cultura. Dio un paseo el escritor por sus experiencias vividas y sus sueños como ser humano. Por supuesto se adentró en el mundo de los valores peruanos con personajes barnizados son la maestría de un escritor maduro, consolidado y conocedor de los intríngulis de la vida de su pueblo.
Escuchar al autor de ese mundo llamado Perú es conocer la magia de sus personajes imbuidos en ese mundo de lo real maravilloso que carga cada individuo nacido en estas tierras en su busaca de colores. Y que mejor lazarillo para conocer los aposentos de la obra que el escritor contando de viva voz sus experiencias con cada uno de los personajes y que en el modo omnisciente o en primera persona pudo pintar con palabras ese mundo de las inundaciones, de los ríos crecido y del fenómeno el Niño como un huésped permanente que cada año visita la tierra peruana.
Disfrutamos los panelistas y los estudiantes de la Escuela de Letras de la UCAB la historia de “Salvado de las aguas” que es una historia metaforizada de Perú en el siglo XX y donde los personajes tienen fuerza y brillo personal porque cada uno se convirtió en un micro mundo con sus vivencias que nos hablan del trabajo metódico que realizó el escritor Librado Orozco para poder plasmar en el papel a cada personaje con sus experiencias, con sus reclamos, con sus quejas y sobre todo con valoración humana. Es sin dudas “Salvado de las aguas u tratado de la valoración humana porque conocer a fondo cada personaje es navegar en un cuadro sicológico de figuras con una profundidad filosófica y sicológica que habla de manera suprema del valor que le dio el autor a cada personaje con la idea principal de hacerlos aparecer ante el mundo lector como grandes seres humanos. Sin dudas Librado puso su talento narrativo para elevar la identidad peruana y para reconocer a sus hermanos de raza. Dio una cátedra el escritor de como se teje el lenguaje para consolidar una propuesta literaria ambiciosa que habla muy bien de éste escritor peruano que la da valor a la identidad al elevar hasta el punto más alto a sus personajes para hacer un reconocido reconocimiento a sus hermanos de raza que en una lucha desigual contra la naturaleza terminaban beneficiándose del fenómeno el Niño que tanto daño le hacía a su pueblo con las inundaciones, pero que generaba beneficios para su desarrollo.
Y el tercer panelista fue el Cónsul de Perú en Puerto Ordaz, Jorge León un especialista en literatura que hizo un análisis preciso de lo que significa la obra “Salvado de las aguas” para el Perú como nación por la trascendencia del discurso lúdico y humorístico. Tocó Jorge el humor como un factor que no es muy común en la literatura al poner Librado en cada personaje una gota de humorismo para elevar a cada personaje con su chispa tejida en refranes, experiencias, vivencias y cuentos populares. Por otra parte Jorge León profundizó en el manejo del lenguaje local al referirse a localismos, regionalismos y peruanismos que obligan al lector a buscar ayuda en los diccionarios y en la cultura general peruana para poder penetrar ese intrincado mundo del lenguaje local.
Según Jorge León la literatura y el arte en general busca generar felicidad y crear un estado de ánimo de alegría para contribuir a la consolidación de los lectores. Analizó Jorge León la estructura narrativa de la obra y la visión de un narrador múltiple que acudió al narrador omnisciente cuando era preciso para describir los pueblos de Perú y al narrador en primera persona cuando el autor manejó el lenguaje y las experiencias de sus personajes.
A Jorge León le correspondió hacer una macro síntesis de la novela comprimiendo varios capítulos en función del tiempo como panelista.
Para cerrar a éste Cronista de Nueva Esparta me correspondió hablar del manejo literario de la obra “Salvado de las aguas” y del uso de la crítica social desde donde el autor analizó la situación de las clases sociales pobres de Perú donde muy pocos tenían las posibilidades de ir a estudiar a universidades públicas de prestigio y sobre todo salir del país a cursar estudios de postgrados en universidades internacionales.
El tema de la industria petrolera en Perú y Venezuela y su paralelismo fue otro tema que permite una relación entre Sobre la misma tierra de Rómulo Gallegos y Salvado de las aguas de Librado Orozco.
Aludió al tema de las nuevas generaciones de escritores y la irreverencia del autor de penetrar ese mundo de la literatura peruana que ve aparecer a nuevas figuras de la narrativa como Librado Orozco que vino a sembrar este aporte a los estudios literarios peruanos al publicar una obra que reta al mundo a leerla para conocer el manejo del humor, el ludismo, la historia, la geografía, la gastronomía, el lenguaje, la sicología de los personajes, el agro, el fenómeno natural El Niño, las costumbres, las tradiciones y todo un mundo tejido con palabras, frases, giros, refranes y un macro mundo pleno de vivencias peruanas.
El tema de los localismos, regionalismos y peruanismo fue otro punto importante que tocamos Jorge León y éste cronista porque leer la obra “Salvado de las aguas” es un peregrinar por palabras de la jerga peruana a los cuales no es fácil acceder sin el conocimiento lingüístico local.
En síntesis un Conversatorio interesante dirigido a los estudiantes de Letras de la UCAB y donde faltó tiempo para expresar tantas cosas de una obra grandiosa que obliga a los estudiosos de la literatura hispanoamericana a incluirla como temática de estudios para investigar sobre la realidad de Perú y su tiempo.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *