Gracias a las gestiones realizadas por el Instituto de Vialidad y Transporte del estado Nueva Esparta, Invitrane ha adquirido 16 lámparas LED para los semáforos ubicados en la avenida 4 de Mayo, en el municipio Mariño.

Andrés Ruiz, presidente de este ente gubernamental, destacó que estas acciones contribuyen a facilitar el flujo de tránsito tanto vehicular como peatonal, reduciendo así el riesgo de accidentes que puedan afectar a los habitantes de Nueva Esparta.

«Los trabajos, que comenzaron esta semana, se encuentran a la altura del Iutirla en la sede colonial. Además, se ha instalado una unidad controladora completamente nueva para modernizar y optimizar los semáforos que han sufrido deterioro debido a su uso prolongado y la falta de mantenimiento», agregó Ruiz.

El compromiso del Gobierno regional se refleja en estas acciones, que buscan rescatar y promover un ambiente vial seguro en el estado Nueva Esparta.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *