Más de 38 millones de españoles y residentes europeos, 2.259.621 de ellos nuevos votantes, están llamados a ejercer mañana domingo su derecho al sufragio en los comicios al Parlamento Europeo, para los que se han habilitado 22.576 locales electorales repartidos por todo el país.

«Creí que íbamos a morir»: las dos amigas que se salvaron de los leones gracias a un simple abrelatas
Todo está preparado ya para que los españoles acudan a votar y también las instalaciones, situadas en el recinto ferial de Ifema, en Madrid, desde donde se difundirá toda la información, y que este sábado revisó el ministro español del Interior, Fernando Grande-Marlaska.

En su recorrido por el recinto, Grande-Marlaska accedió a la sala desde donde varias decenas de teleoperadores recabarán los datos del escrutinio, y conoció la labor del equipo informático encargado de proteger las bases de datos de posibles ciberataques que pueda haber desde dentro y fuera de España.

Le mostraron, además, las pantallas táctiles dispuestas en el recinto para informarse sobre todos los detalles de las elecciones.

Grande-Marlaska se acercó a la caseta del Parlamento Europeo, donde se centralizará la información de los procesos electorales de los otros veintiséis socios comunitarios.

El recorrido incluyó el escenario desde donde se van a celebrar las comparecencias ante los medios de comunicación con los datos de participación y del escrutinio.

Desde allí, el secretario de Estado de Comunicación, Francesc Vallés, hizo un llamamiento a la ciudadanía española para que acudan a votar, ya que “cuanta más participación, más democracia”. “Motivos para votar los hay y los hay muchos”, afirmó.

“La democracia se fundamenta también en la participación. Deseamos que los españoles sean conscientes de la altura e importancia de estas elecciones y usen su derecho constitucional al voto durante todo el día”, animó Vallés en rueda de prensa.

Elecciones eropeas en España
La subsecretaria del Ministerio español del Interior, Susana Crisóstomo, facilitó además el dato actualizado de voto por correo, que se eleva a 582.097 papeletas ya emitidas. Esta cifra supone el doble respecto a 2014.

Ese año, la participación fue del 43,81 por ciento, las más baja en la serie histórica en España, mientras que en los siguientes comicios, los de 2019, fue del 60,73 por ciento, la tercera más alta desde 1987, cuando los españoles votaron por primera vez al Parlamento Europeo.

Para estas elecciones, España aportará 61 eurodiputados a la Eurocámara (54 en 2019 que aumentaron a 59 tras la salida de Reino Unido de la UE).

El censo de electores asciende a 38.087.379 votantes, de los que 35.361.672 son españoles residentes en España, 2.422.716 se encuentran fuera del país y 302.991 son residentes extranjeros en España.

Para estas elecciones europeas habrá 2.259.621 votantes nuevos respecto a los comicios de 2019, es decir jóvenes que cumplieron en este período los 18 años, la edad mínima para votar en la mayoría de los países de la Unión Europea, aunque en Austria, Bélgica, Alemania y Malta se puede ejercer el derecho al sufragio desde los 16 y en Grecia desde los 17.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *